Ultimo Messaggio

Activan alertas naranja y roja por fuertes lluvias en la capital Casos de COVID-19 sin repunte en Edomex

Inseguridad. Disfrazados de cafeterías, barberías o hasta gimnasios, los bares operan desde la 10:00 horas, al amparo de autoridades

 

Félix Hernández

 

 

Sobre la avenida Universidad, frente a la FES Aragón, en Nezahualcóyotl, Estado de México, hay antros disfrazados de cafeterías, barberías o de gimnasios, como es el caso de Rock Café.

Para mayor discreción, algunos están habilitados en la planta alta de diversas casas, para que todo parezca como si fueran una vivienda particular.

Pero los delatan algunas sillas que se encuentran en el balcón y algunas mesitas que apenas se pueden ver. Son negocios que no tienen que aparentar su giro porque están frente a la FES.

Y son los mismos establecimientos que estudiantes de semestres y carreras diversas -economía, periodismo, pedagogía, ingeniería, derecho, entre otras- han denunciado como generadores de inseguridad, situación que ningún director, ni el actual, Fernando Macedo Chagolla, ha podido resolver.

Acusan que a las afueras de la institución, que se encuentra enclavada entre las colonias Bosques de Aragón e Impulsora, existen al menos 50 centros nocturnos.

ZONA ROJA

Los antros sólo están separados por la avenida Rancho Seco, la siguiente calle, Hacienda de Gavia, se convierte en la zona roja de la colonia Impulsora.

Ahí están los bares el Buchanas, La Casa del Estudiante, El Subterráneo, Tacos Chucos, por mencionar sólo algunos que, incluso, desde las 10:00 abren sus puertas al público.

Los propietarios o administradores de esos negocios han habilitado mesitas con sillas, para mayor comodidad de los comensales que prefieren “echarse un drink” en la calle y así comenzar la “fiesta”.

Algunas veces, durante el día se observan vehículos BMW, Audi y VW Jetta, con tres o cuatro pasajeros jóvenes tatuados y rapados que circulan por la zona y se cruzan con patrullas de las policías estatal y municipal, sin que actúen.

LAS RIÑAS NO FALTAN 

Ya por las noches el ambiente se vuelve sórdido. Música de reguetón por todos lados. 

Jóvenes entrando y saliendo de los antros, algunos todavía con sus mochilas de la escuela.

Como la fiesta continúa hasta la madrugada las riñas no faltan. Son constantes  las  denuncias de los vecinos de la colonia Impulsora que permanentemente han solicitado más patrullajes policiacos para evitar los zafarranchos.

Los propios universitarios, quienes prefirieron omitir sus nombres, dijeron que el consumo de alcohol es indiscriminado al grado que se han registrado incidentes como riñas entre los estudiantes y consumidores que no pertenecen a la institución. Además de los robos y amenazas contra los alumnos.

También tienen conocimiento que se vende toda clase de droga dentro de esos establecimientos y no se ve que haya operativos para cerrarlos. 

A finales de marzo pasado, se hizo viral en redes sociales una pelea campal entre un grupo de jóvenes, a las afueras de un bar frente a la FES Aragón.

La pelea habría ocurrido, de acuerdo con la publicación del usuario de Twitter que compartió el clip, sobre la calle Hacienda Animas casi con avenida Universidad. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *