Ultimo Messaggio

Activan alertas naranja y roja por fuertes lluvias en la capital Casos de COVID-19 sin repunte en Edomex

Una multitud de personas irrumpió en el aeropuerto de Majachkalá, la capital de la república rusa de Daguestán, de mayoría musulmana, en busca de judíos e israelíes, después de que se difundieran rumores de la llegada de un vuelo procedente de Israel.

Te podría interesar: Mueren al menos 45 en accidente en una mina en Kazajistán

El episodio de violencia coincide con la guerra entre Israel y el movimiento islamista palestino Hamás en Gaza. Tras lo ocurrido, Israel urgió a las autoridades rusas a “proteger” a sus ciudadanos.

Serguéi Melikov, el gobernador de Daguestán, en el extremo suroeste de Rusia, prometió que se castigaría a los responsables del incidente. El Ministerio de Salud reportó por su parte que varias personas resultaron heridas, sin dar más detalles.

Decenas de manifestantes, muchos de los cuales gritaron “Allahu Akbar” (“Dios es grande”, en árabe), forzaron las entradas del aeropuerto e irrumpieron en la pista del aeródromo de esta localidad del Cáucaso, señalaron los medios Izvestia y RT.

Te podría interesar: Activan alerta en Cuba por actividad sísmica “anómala”

Videos difundidos en Telegram mostraron también a un grupo de personas tratando de controlar los vehículos que salían del lugar o tratando de derribar puertas mientras miembros del personal trataban de disuadirlos, aunque no se pudo autentificar la veracidad de estos videos.

Los disturbios llevaron al controlador aéreo ruso, Rosaviatsia, a suspender todos los vuelos del terminal. “Tras la irrupción de desconocidos en la zona de tráfico, se decidió cerrar temporalmente el aeropuerto a los despegues y aterrizajes”, precisó, agregando que las fuerzas de seguridad se habían desplegado en el lugar.

El aeródromo permanecerá cerrado hasta el 6 de noviembre, informó Rosaviatsia. Un comunicado del gobierno de la República rusa de Daguestán indicó poco después que la situación estaba “bajo control” y que la Policía estaba en el lugar de los hechos”.

Uno de los manifestantes sostenía un cartel que rezaba “los asesinos de niños no tienen lugar en Daguestán”, según uno de los videos. La guerra entre Israel y Hamás se desató tras un ataque inédito del movimiento islamista palestino contra territorio israelí el 7 de octubre, que dejó más de mil 400 muertos, la mayoría civiles.

En respuesta, el ejército israelí bombardea sin cesar la Franja de Gaza. El Ministerio de Salud del enclave, en manos de Hamás desde 2007, asegura que más de 8 mil palestinos murieron hasta ahora en esos bombardeos, la mitad de ellos niños.

PGR

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *