Ultimo Messaggio

Equipo Yucatán llevará al triunfo a Xóchitl Gálvez Certifícate como cineasta con este curso de la UNAM

Con una manta, medio utilizado comúnmente por los grupos delictivos para enviar mensajes, la madre buscadora de Sonora, Cecilia Patricia Flores, envió –ahora– una petición a las organizaciones criminales.

Desde el corazón de la Ciudad de México, en el Ángel de la Independencia, la rastreadora instaló un pedazo de tela en el que exigió:  

“Yo las usaba para cubrir del frío a mis hijos. A los cárteles les pido piedad. No maten ni amenacen a las madres buscadoras. No nos detenemos porque buscamos la razón de nuestra vida. No queremos justicia, ni cárcel, sólo arropar a quienes parimos y un lugar donde rezarles”.

La activista apuntó que escogió ese sitio porque es un lugar donde pueden visibilizar el dolor que cargan quienes luchan por encontrar a sus hijos.

Asimismo, solicitó piedad para que la dejen seguir con sus jornadas y que, además, les proporcionen información sobre el paradero de sus seres queridos.

Ceci Patricia aseguró que su intención no es ofender a nadie, sino un país donde se pueda vivir sin miedo y que en la mesa no se extrañe a nadie: “Que no haya niños preguntando por qué no vuelven sus padres”.

“Les pido un pacto de paz y a todos los mexicanos, iniciemos una gran plática, donde nos escuchemos y entendamos todos, cada dolor cuenta para aliviarnos todos”, finalizó.

Es así que la rastreadora abarcó tres grupos claves para conseguir tranquilidad, pues en días pasados lo hizo con los gobernantes y las precandidatas a la Presidencia de la República: Xóchitl Gálvez y Claudia Sheinbaum; ayer, con el crímen y la ciudadanía. / 24 HORAS

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *