Ultimo Messaggio

Se registra choque entre dos unidades del Metrobús en Insurgentes; hay al menos 11 heridos Colapsa estructura de obras en Magdalena Contreras; muere un trabajador

Porque ya ven que devolver los productos nunca es una opción

Una influencer le pidió “ayuda” a sus seguidores en TikTok luego de que comprar por “error” un costoso sofá en una subasta que ella misma organizó en su canal.

Resulta que a finales del año pasado (uy, sí, cómo si hubiera pasado tanto), la creadora de contenido conocida como Quenlin Blackwell hizo una dinámica entre sus seguidores en donde ellos le tenían que poner valor a un sofá que estaba en venta, y fue así que ella dio de alta sus datos bancarios, y a algún cibernauta de bien le dio por poner la cantidad de 100 mil dólares, cantidad que le terminó siendo cargada a la tiktokera.

“Estaba bromeando, no pueden entender que estaba bromeando”, solloza la chica en un video en su propio canal antes de pasar a la parte donde “pasaría la charola” a quienes la siguen.

Esta influencer cree que sus deudas la tienen que pagar sus seguidores

“Ahora tengo estoy endeudada porque alguien le puso esa cantidad a pagar por un sofá”, agrega la joven llevando el “tu mamá se grababa llorando” a un nuevo nivel.

@quenblackwellI cant inhale.♬ original sound – quenblackwell

Luego de chillar a lágrima suelta, la mujer ruega que si tiene seguidores que “tengan un millón de dólares”, que le den algo para poder cubrir su deuda, dejando libre a aquellos que tuvieran menos de esa cantidad y que solo estaban ahí para las risas.

“¿Era una broma y diste tus datos bancarios?”, “alguien aprenderá la lección”, “Yo tengo 900 mil dólares… sorry, para la otra”; fueron algunos comentarios mofándose de la tikokera quien parece que ahora sí tendrá que buscar un trabajo de verdad.

Ahora sí que a disfrutar el sofá que le salió a precio de oro:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *